viernes, 24 de diciembre de 2010

Oscuro Tizón de Altea (2)


¿Cómo es que ahora hay tanto sol si apenas unos momentos antes estaba nublado? -se preguntó.
Es que cuando ella sonríe se ilumina el mundo -concluyó.
¿Cómo puedo pensar algo tan hermoso y tener el corazón tan negro? -reflexionó en alto.
Porque la brasa ha ardido tanto: que ya es carbón -escribió en su epitafio, sobre su tumba envilecida por el moho de siglos.

2 comentarios:

  1. Maravilloso, eres un gran descubrimiento. Te seguiré leyendo

    ResponderEliminar
  2. Gracias por el ánimo: significa mucho para mí, de verdad.

    ResponderEliminar